Cuando los médicos no curan

Recuerdo una película, donde trabajaba William Hurt, titulada: “El doctor”. Se trataba de un médico con un puesto importante dentro de un hospital, con un carácter puramente racional, muy prepotente, al que poco le importaba la sensibilidad del paciente. Un día le diagnostican cáncer de laringe y toda su perspectiva cambia. De pronto, le toca sufrir, en primera persona, todos los avatares  de un enfermo, que no se resume en la enfermedad, como sabemos, sino que encierra el problema de enfrentarse con todo un sistema médico: colas interminables, esperas de turnos que no llegan, cambios de horas, malas explicaciones, estudios innecesarios, contestaciones fuera de tono, etcétera, etcétera, etcétera…

Cada vez que tengo delante mío el mismo o la misma inútil con delantal blanco respondiéndome con ligereza que, en realidad, yo no tengo nada, que debe ser la nostalgia por estar fuera de mi país, o posiblemente algún trastorno psicológico, porque la tiroides no puede dar esos síntomas; y, rápidamente, me extiende una receta de Eutirox  donde puedo ver que ha bajado o subido  mi dosis más del doble, así, sin más; y, con un gesto de estar viendo a una histérica – o sea a mí-, me muestra la puerta de salida… Recuerdo a William Hurt…

Recuerdo a William Hurt cuando me hacen ecografías, electros, pruebas para hepatitis, alergias e infecciones, incluso el SIDA, Lupus, marcadores tumorales… Cuando me deriban al psicólogo y al psiquiatra y me recetan ansióliticos y antidepresivos… Cuando todas las pruebas salen bien y me niego a seguir visitando al psicólogo y tomando las medicaciones psiquiátricas porque no me sirven para nada… En esos momento recuerdo a William Hurt….

No importa dónde -he consultado médicos en Irlanda, España y Argentina-; no importa el sexo ni la edad; a veces creo que la máxima que tanto nos repetía una profesora de anatomía en la Universidad de Medicina -dónde sólo puede asistir dos años- es tan triste como real: “NO EXISTEN MALES MÉDICOS, EXISTEN MALAS PERSONAS”.

Por suerte, hay algunas excepciones…

Anuncios

Otros síntomas

Con el paso del tiempo voy olvidando algunos síntomas… eso es bueno. Por eso , mientras ayer leía esta lista de síntomas me reconocí en muchos de ellos, y en especial en uno que me llamó la atención: disminución de la respuesta del centro respiratorio a hipoxia e hipercapnia (apnea obstructiva del sueño o SAOS).

Cuando todavía no tenía diagnósticado el hipotiroidismo – aunque muchos de los signos ya estaban allí- , comencé a sufrir “apnea del sueño”. Fui al neumólogo quien, después de hacerme muchos estudios, la única solución que me dió era dormir con una mascarilla especial, a través de la cual me llegaba oxígeno… Luego me miró y me dijo:  “Eres muy joven para eso. Vamos a esperar a ver si dentro de unos años hay otras alternativas”. Me fui con una sensación de vacío y desprotección obsoluta.

La apnea se me fue ya hace bastante tiempo.Nunca nadie me dijo que estaba relacionado con el hipotiroidimos.


“Síntomas de hipotiroidismo: Debilidad, astenia y somnolencia permanente / letargia y bradilalia / Intolerancia al frío / sudoración escasa / disnea / anorexia / nerviosismo / palpitaciones y arritmias / hipoacusia / dolor precordial (hipercolesterolemia) / dificultad para memorizar / constipación (estreñimiento) / ascenso de peso (5kg) / hipermenorrea, anovulación e hipoestrogenismo (signos tardíos de hiperprolactinemia)

Signos de hipotiroidismo: Piel Seca y gruesa / edema palpebral / piel fría / macroglosia / edema facial / pelo grueso / palidez de piel y mucosas, como consecuencia de anemia por disminución de eritropoyetina (EPO) / mixedema periférico: edema duro, no deja fóvea, por acumulación de mucopolisacáridos que provoca cara inexpresiva y acumulación en ojos, lengua, piernas, serosas, etc. / voz grave / pérdida de pelo y cejas laterales / bradicardia e insuficiencia cardiaca congestiva (ICC) / disminución de la respuesta del centro respiratorio a hipoxia e hipercapnia (apnea obstructiva del sueño o SAOS) / alteración de reflejos oseotendinosos con relajación lenta / síndrome del túnel carpiano.”

http://www.portalesmedicos.com/publicaciones/articles/627/1/Hipotiroidismo-Apuntes-de-Endocrinologia-y-Nutricion-Apuntes-de-Medicina.html

¿En cuáles de estos síntomas te reconoces?