Se puede seguir adelante!

Hola a todas y a todos! Sí, ha pasado mucho tiempo desde la última vez que escribí en este blog. La vida me ha llevado por distintos países y ciudades, armando y desarmando casas y la verdad, me fue imposible sentarme con tranquilidad frente al ordenador como hoy.

Son tantos los e-mails y comentarios… Otra vez muchas gracias por tomarse el tiempo para contar vuestra experiencia. Este es el único objetivo: compartir, no quedarnos con los miedos en silencio.

Perdonen que me ponga meláncolica pero hoy recordaba, después de haber leído y contestado a muchos de vosotros, qué me había impulsado a escribir este blog. Eso ya fue hace bastante tiempo… Tenía muchos, muchos síntomas, pero había uno en particular sobre el que nadie, ningún médico, o foro sobre hipotiroidismo me daban respuesta. Ese síntoma, del cual he hablado en varias oportunidades, yo lo llamé “Descompresión de Tiroxina”. Después de mucho preguntar a médicos (de distintos países como Irlanda, España y Argentina) la única respuesta eran más y más estudios entre los que incluían marcadores tumorales. Lo cual, claro, no hacían más que agudizar mi angustia y acrecentar mi sospecha sobre la posibilidad (a mis ojos cada vez más palpable) de tener una enfermedad muy grave. Fueron muchas las noches que sentí en mi cuerpo y en mi alma que el cáncer (del tipo que fuera, sólo bastaba descubrilo) me estaba matando.

Entonces abrí este diario con la intención de encontrar respuestas en la experiencia de otras personas. Jamás olvidaré cuando alguien me comentó que sí, efectivamente, tenía los mismo síntomas de la “Descompresión de Tiroxina”. No estaba sola. No estaba loca, ni me imaginaba cosas y no me estaba muriendo. Empecé a escribir listas sobre mis síntomas para entenderlos, para ver cuándo y cómo aparecían. Escribía y leía, en eso se convirtió mi hipotiroidismo en observar, escribir y leer.

Gracias a vosotros y vosotras por estar ahí. Y gracias a mi marido, quien es la razón de mi vida.

Os invito a seguir contando qué nos pasa con nuestro hipotiroidismo.

Abrazos y besos!!!!

Bajón y dolor de garganta

Son casi las siete de la tarde. En este momento comienzo a tener lo que llamo un “bajón de tiroxina”. Se me cierran los ojos. Me duele la cabeza, los ojos y la garganta. Es curioso el dolor de garganta, a veces aparece cuando tengo un bajón o el agotamiento típico del hipotiroidismo. Al principio creía que se trataba de un posible resfriado con anginas y usaba algún medicamento, pero luego me di cuenta que no tiene que ver con eso sino con esta enfermedad. Aparece y después de unas cuantas horas se va.

Tengo náuseas. Me cuesta concentrarme. No escribo bien, confundo las letras en el teclado. Me cuesta respirar, o mejor dicho, respiro lento, muy lento. Tengo sueño. Quiero ir a la cama pero estoy esperando a que pase porque tengo que terminar un trabajo. Ya es tarde. Me voy a recostar sobre la silla y cerraré los ojos un rato mientras dejo “caer” todos los músculos. Ésto siempre funciona. Ahora vuelvo.

Náuseas

Hace dos días que no tengo síntomas, ni siquiera cansancio. Es raro. Y estoy feliz.

Ayer por la tarde fui hacer algunas compras, cosas para la nueva casa (“nueva” es un decir porque tiene más de 200 años), que comienza a ser un verdadero dolor de cabeza, todavía no terminamos de pintar cuando ya salen goteras… En fin, sería cerca de las seis de la tarde y después de ponerme el abrigo nos dispusimos a salir, mi marido y yo. En ese momento, lo miré seria y le dije: “No vayamos muy lejos, porque seguro que dentro de poco me empiezo a sentir mal”. Sentirme mal es: necesitar una cama urgente porque las náuseas, el dolor de cabeza, el entumecimiento y los mareos son tales que si no descanso cómoda, en silencio y con los ojos cerrados DE INMEDIATO siento que me desmayo (y creo que sucedería). Pero la cuestión que me sorprendió fue otra, y es el hecho de tener miedo, de cubrirme por si, de limitarme por las dudas. No quiero que eso suceda. No quiero vivir rodeada de “Y si”.

Ni ayer por la tarde ni hoy he sentido nada. En este momento estoy bien. Y no es poco!

Aquí dejo un link:http://www.medhelp.org/forums/Thyroid/messages/83.html

Se trata de un foro anglosajón sobre el tema de las náuseas en el hipotiroidismo. Me hizo sentir menos “bicho raro”.

No estoy bien

Estos días no he estado bien. Ahora mismo es mi marido quien escribe. No quería dejar pasar más tiempo sin decir “HOLA”.

Las náuseas, los hormigueos, el dolor de cabeza, la falta de visión no han querido abandonarme en esta última semana. Mañana perdiré cita a la endocrinóloga. Veremos qué me dice.

No sé… a veces tengo miedo de tener una enfermedad grave.

“¿Hay alguien que le esté pasando lo mismo?”